lunes, mayo 10

Inicie una pensión complementaria para garantizarse vivir bien

0
  • Crisis económica complica cada vez más una pensión digna

La pensión es un tema que preocupa a todas las personas y por el cual cada mes se cotiza una parte del salario para al momento de llegar la jubilación poder contar con el dinero mensual para poder sostenerse.

Sin embargo, la crisis económica que tiene el país y con ello muchas de las operadoras de pensiones es que se vuelve necesario pensar en poder tener un ahorro adicional para poder tener un ingreso mayor al momento de llegar al retiro.

“El costo de la vida en Costa Rica es altísimo, los aumentos semestrales no van de la mano con el costo de la vida para mi y esa brecha se hace cada vez más grande, entonces si yo pretendo vivir de mi jubilación normal, simplemente no lo voy a lograr”, explicó Jorge Benavides, economista.

Es por esto que cualquier persona debe de prever una pensión complementaria, como una garantía de que podrá tener lo necesario para vivir, y no pensando en lujos, sino en una vida digna.

“Si yo quiero llegar a viejito y vivir más o menos, no de lujos, yo ocupo una pensión complementaria”, enfatizó Benavides.

Saber elegir

Lo primero que se debe de analizar es dónde quiere pasar la persona su adultez mayor, porque no es lo mismo pensar en querer vivir en su propia casa o bien pensar en pagar una mensualidad para estar en un hogar de larga estancia.

Lo anterior porque seguramente para lo primero podría necesitarse más dinero que para lo segundo, especialmente por el tema de los cuidados y atención permanente que podría llegar a necesitar.

Una vez que se tiene claridad en esto, entonces viene la segunda decisión, ¿dónde voy a tener ese dinero?

“Tengo que escoger un banco que sea de mi confianza, ver tasa de interés, plazos y en qué condiciones me van a dar mi ahorro”, señaló el economista.

Al tener ese panorama claro, es cuando entonces se puede ya iniciar con el plan de la pensión complementaria y comenzar a gestar un mejor futuro para usted y su pareja si la tiene.

¿Cuánto se debe ahorrar?

Para determinar el porcentaje de mi salario que voy a ahorrar hay varios factores que se deben tomar en cuenta, con el fin de que al momento de comenzar a recibir el dinero de vuelta sea un monto que se adapte a las necesidades planteadas.

“La teoría indica que usted debería de estar ahorrando entre un 5% y un 10% total de su salario, pero si vamos a hablar de pensión complementaria y dependiendo de la capacidad económica debería de ser entre un 10% y un 15%, menos de un 10% no sería bueno”, explicó Benavides.

La edad en la que va a iniciar el ahorro, es otro elemento para tomar en cuenta, porque si usted inicia en su primer trabajo significará más tiempo ahorrando y puede hacerlo en un porcentaje menor.

“El primer salario ya usted debe de tener una pensión complementaria, pero la gente tiene por costumbre que con el primer salario lo que llega es la primera tarjeta de crédito, y debería ser al revés”, comentó Benavides.

Es esto lo que provoca que la decisión de la pensión complementaria se vaya postergando, entonces si no la empieza a los 20 y se tarda hasta los 30, entonces ya no es un 10% lo que debe de destinar, es un 15% y así se irá aumentando conforme se vaya postergando en el tiempo.

“Entre más se atrase el inicio del ahorro es más complicado, porque además a los 20 seguramente no hay deudas, pero ya a los 30 sí las hay y eso complica la situación, y seguramente a los 40 será más, entonces el inicio se pone más cuesta arriba.

También es importante que, si bien hay un porcentaje fijo que se acuerda con el banco, crear el hábito de cuando sobra un dinero depositarlo a este ahorro, significará que en el futuro tendrá más ingresos.

“Cada vez que pueda hay que meterle un poquito más, porque eso le va a permitir tener un poquito más disponible, este ahorro es el propósito de vivir bien, hay que crear esa conciencia”, concluyó Benavides.

Con este consejo lo ideal es tener claro que la pensión complementaria debería de convertirse en algo a lo que cada persona se obligue como si fuera parte de la cotización que mes a mes se le rebaja para la pensión ordinaria.

Consejo sobre deuda

Una persona no debe de tener deudas por más de un 40% de su salario y esto pensando en deudas que sean sanas, como sería la compra de una casa o un carro, es decir bienes.

Pero si esas deudas son en tarjetas de crédito, ahí puede haber un problema porque generalmente este no es un endeudamiento bueno, ya que es dinero que se gasta en cosas pajeras y que luego generan interese perjudiciales.

En conclusión, una persona debe de vivir con un 50% del salario, un 10% usarlo en la pensión complementaria y el restante 40% tenerlo en deuda sana, es decir pagando activos que está disfrutando.

Compartir.

Deja un comentario